La piel

Sábado 21 enero , 2017

La piel es esencial para la supervivencia de una persona, ya que forma una barrera que impide que sustancias y microorganismos nocivos penetren en el cuerpo.

Protege a los tejidos corporales contra lesiones y controla también la pérdida de líquidos fundamentales para la vida, como la sangre y el agua.

Nos ayuda a regular la temperatura corporal a través de a transpiración y protege de los rayos ultravioletas dañinos del sol.
Las capas de la piel son tres: epidermis, dermis y el tejido subcutáneo. Lo podés ver en este esquema, donde te darás cuenta por qué decimos que es un órgano:

piel

La capa superior de la piel, epidermis, es el manto externo que provee resistencia y protección. En la mayor parte del cuerpo tiene el espesor de una hoja de papel.  Posee cuatro capas de células que se renuevan constantemente.
IMPORTANTE: Sin las células nerviosas en nuestra piel no podríamos sentir calor, frío u otras sensaciones.
CAMBIOS EN LA ADOLESCENCIA: Al desarrollarse nuestro cuerpo, las hormonas estimulan las glándulas sebáceas par que produzcan más sebo, lo que en algunos casos causa acné. Los poros se tapan por exceso por el exceso de sebo producido y por la cantidad de células muertas.
A medida que vamos creciendo y con el paso de los años las glándulas segregan menos sebo y el acné tiende a desaparecer.

Aprende más: